La octava edición de la World Bulk Wine Exhibition espera acoger más de 220 expositores y 6.000 visitantes de todo el mundo

La octava edición de la World Bulk Wine Exhibition espera acoger más de 220 expositores y 6.000 visitantes de todo el mundo

El mercado del vino a granel ha crecido casi cinco puntos desde el año 2000 suponiendo en 2015 el 38,6% de las exportaciones mundiales. Atendiendo a estas cifras, las producciones actuales y los stocks existentes a nivel mundial, la próxima convocatoria del Encuentro Internacional para el Negocio del Vino será de importancia estratégica para todo el sector.

 

Con casi todo su espacio expositivo reservado a día de hoy, la octava edición de la World Bulk Wine Exhibition espera reunir a más de 220 expositores de todo el mundo, ampliando el record de 66 países participantes de la pasada edición.

 

La World Bulk Wine Exhibition es el mayor encuentro del mundo en cuanto a volumen de negocio. Tras siete años posicionándose como referente para los profesionales del sector, afronta su octava edición con el reto de seguir ofreciendo el mejor espacio para aquellos que acuden con un objetivo prioritario: HACER NEGOCIO.

 

 

EL VINO A GRANEL EN 2015. CIFRAS DE INTERÉS PARA EL SECTOR

 

Las exportaciones de vino a granel alcanzaron durante el año 2015 una cifra de de 39,49 millones de hectolitros, que suponen el 38,6% de las ventas mundiales, frente al 54,3% del vino envasado y el 7,1% del espumoso. Estos porcentajes contrastan con los que se daban en el año 2000 que eran de 20,40 millones de hectolitros de granel, un 34%; 36,45 millones de hectolitros de envasado, el 60,8% y 3,14 millones de hectolitros de espumoso, el 5,2%.  Las ventas globales han pasado de los 59,99 millones de hectolitros del año 2000 a los 102,43 millones de hectolitros actuales, con un incremento del 71%.

 

Las ventas en valor han experimentado también importantes cambios al pasar de los 13.704 a los 28.333,5 millones de euros, con un aumento del 107%, del año 2000 al 2015.  El valor del vino a granel supone el 9,9% de las ventas totales frente al 9% del año 2000, el envasado supone el 71,8% frente al 74% de hace 15 años y el espumoso ha pasado del 17% al 18,3%.

 

El precio medio del litro de vino a granel ha crecido un 16% de media al pasar de los 0,61 euros del año 2000 a los 0,71 euros el litro de 2015, precio que llegó a los 0,81 euros el litro en 2013 y que bajó hasta los 0,57 euros en 2002. El precio del espumoso bajó en esos años un 5%, al pasar de 7,41 a 7,09 euros el litro y el envasado, el que ganó más valor añadido, lo hizo un 31,5% al pasar de 2,78 a 3,66 euros. La revalorización del vino a granel ha sido aproximadamente del 1,1% anual frente al 1,8% del envasado. Esta revalorización no ha sido constante, ya que en el caso del vino a granel, que en muchos casos funcionado como un commodity, las oscilaciones se producen en función de que las cosechas sean más cortas o más abundantes.

 

Las ventas de vino a granel pasaron de los 38,18 a los 39,49 millones de hectolitros de 2014 a 2015, con un incremento cercano al 3,5% y su importe de 2.725 a 2.816,5 millones de euros, con un aumento parecido al del volumen, mientras el precio medio se mantuvo en los 0,71 euros el litro. El vino a granel en 2014 rozó el 38% de las ventas exteriores mientras en 2015 superó el 38,6%.  Las ventas de envasado crecieron solo un 0,1% desde los 55,78 a los 55,63 millones de hectolitros, mientras el espumoso  creció alrededor de un 4,5% desde los 6,99 a los 7,31 millones de hectolitros.

 

World Bulk Wine Exhibition